Cumple nueve meses barda colapsada en el Panteón de Los Sanjuanes

En el mes de septiembre, el paso del huracán Olaf provocó un deslave en el Panteón de Los Sanjuanes. Esto ocasionó que parte de la barda trasera del cementerio colapsara. A nueve meses de este hecho, la barda no ha sido reparada. La cinta amarilla que en su momento sirvió para alertar a las personas que caminan por esa banqueta se rompió. 

Los vecinos temen que con la llegada de las lluvias la barda termine de colapsar y ocurra un accidente, pues en diferentes puntos de la misma se observan grietas:

“¿Se imagina? Andan ahí abajo y se les va a caer encima. Eso está desde el huracán que pasó. Entonces yo pienso que es para que la hubieran compuesto. De hecho a mí me da miedo arrimarme ahí porque siento como que se va a derrumbar la tierra y se va a caer uno para abajo”, expresó una comerciante de la colonia.

Con el tiempo, la basura se ha ido acumulando en la zona, desde bolsas hasta muebles; incluso se ha convertido en un punto visitado por los zopilotes. Los vecinos afirman que el olor que emana de ese lugar es cada vez más desagradable:

“Es por eso, es porque no vienen a limpiar ahí. Según supuestamente a veces vienen a limpiar, pero pues nomás acá por “encimita”; pero no, donde deberían de limpiar es adentro y esa barda la deberían de quitar o poner algo ahí para que los niños, más que nada, no se acerquen a ahí”, mencionó preocupada una vecina.

Quienes habitan cerca de ahí opinan que el estado en el que se encuentra la barda favorece la comisión de actos vandálicos al interior del panteón. Pese al peligro de un nuevo deslave, este se ha convertido en un punto de entrada y salida al cementerio.

 

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más