Padre de Debanhi ve irregularidades en indagatoria

Mario Escobar afirma que conductor que la llevaría a casa la acosó; cuestionó si el cadáver no fue “sembrado” y rechaza versión del accidente

“Mi hija está muerta, estoy molesto, no sé qué hacer”, así confirmó Mario Escobar, padre de la joven Debanhi Susana Escobar Bazaldúa, que el cuerpo hallado en el fondo de la cisterna del motel Nueva Castilla correspondía al de la joven de 18 años.

Acusó a la Fiscalía Especializada en Personas Desaparecidas de proteger al conductor de una aplicación de taxis, Juan David Cuéllar, quien presuntamente acosó sexualmente a la joven y la obligó a bajar del vehículo.

“Entre los videos que la fiscalía se tardó bastante en poner a disposición, hay uno donde el taxista Juan David, antes de tomarle la foto que se ha viralizado, dirige su mano a los pechos de Debanhi y de ahí yo supongo que mi hija no aguantó el acoso, pero el fiscal [especial en Personas Desaparecidas, Rodolfo Salinas], dice que no hay delito qué perseguir y eso no se vale”, aseguró.

Acompañado de su esposa, Dolores Bazaldúa, afuera del motel Nueva Castilla, Mario Escobar cuestionó si el cadáver de su hija no sería “sembrado” por la fiscalía de Nuevo León, ya que el sitio donde fue localizada fue previamente inspeccionado cuatro veces y rechazó la versión de que la joven pudiera caer accidentalmente a la cisterna.

“Aquí ya habían cateado, el 12 de abril; en total lo hicieron cuatro veces, ¿y por qué a la quinta aparece?, ¿lo sembraron?, ¿cómo llegó?, no se pudo subir ella a la barda”, indicó mientras señalaba la pared del motel de unos 2.5 metros de altura, con barrotes de acero en la parte superior y alambre de púas, además de que está a unos cinco metros la cisterna donde se localizó el cuerpo.

Denunció que hay fragmentos de varios minutos de dos videos de la empresa Alcosa Transportes Internacionales que “desaparecieron por arte de magia” y que son muy importantes para la investigación, pues mostraban a su hija caminando a la compañía.

Más tarde, Gustavo Adolfo Guerrero, fiscal estatal de Nuevo León, confirmó que el cuerpo encontrado correspondía a Debanhi Escobar y detalló que presentó contusión profunda de cráneo como presunta causa del deceso.

“No se descarta ninguna línea de investigación, pondremos todos los recursos en nuestras manos para determinar los hechos que han sucedido, y si estos indican un delito, serán perseguidos con toda la fuerza de la ley”, expresó.

“Una falla humana masiva”

Ante las críticas por la tardanza para encontrar el cuerpo de la joven, el secretario estatal de Seguridad, Aldo Fasci Zuazua, afirmó que “fue una falla humana masiva”, de las instituciones que participaron en su búsqueda y agregó que hay personas que no han sido localizadas en 20 años.

“Es una falla humana masiva, ahí estuvieron cuatro veces y no encontraron nada, y no es la primera vez que pasa en las búsquedas de este mundo, discúlpenme”, respondió a los medios.

Luego de reunirse con el gobernador Samuel García y acudir al Semefo estatal por el cuerpo, la familia Escobar Bazaldúa envió un mensaje en el que agradecieron a la gente el apoyo en la búsqueda y anunciaron que la joven sería velada en el Sector Del Valle, en Monterrey, y que este sábado será sepultada en Galeana.

 

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más